El valor de un marido

Tres operarios limpian las ventanas en lo alto de un rascacielos.

Uno de ellos tiene necesidad de ir urgentemente al baño y decide bajar de su andamio.

Mientras está en el baño, un viento fortísimo azota el edificio y hace precipitar al vacío a sus dos compañeros, quienes se estrellan contra el pavimento…

Esa misma noche, nuestro amigo, que no tiene consuelo por lo ocurrido, acude con su esposa al velatorio de sus compañeros y trata de dar ánimo a las viudas… pero no encuentra suficientes palabras de aliento.

De pronto irrumpen en la sala dos señores muy circunspectos, que preguntan por las viudas y se dirigen a ellas:

-Señoras: el seguro previsto por la empresa de siniestros…
Se trata de un cheque por 1.250.000,00 EUROS para cada una de ustedes.
-Tengan los cheques y reciban nuestras más profundas condolencias.

La esposa de nuestro amigo mira anonadada la escena y se dirige a su marido y le dice:
-¡Claro! Y el señoritoooooo… ¡¡Cagando!!

3 Comments

  1. xD Ains, desde luego, si es que ya no tienen consideración los hombres ni por sus sufridas mujeres…

  2. Jajajaja, muy bueno el chiste.
    Lo que me ha recordado que una canción de los Mojinos Escozíos decía exactamente eso. La canción es “Mi Marío”, creo que del segundo disco.

    Un saludo a todos

Comments are closed.

© 2016 El Pito Doble

Theme by Anders NorenUp ↑