Cuando alguien está equivocado siempre le digo: «Está usted errado«. Cuando se equivoca mucho, le digo «Está usted herrad

Quatermain