$·%$·%&"!&"·$&

Bueno, bueno, bueno… ¡la que se ha liiado! Basta dar un paseíto por los comentarios del post “Protocolo de actuación anti-marketing telefónico. La venganza” para darse cuenta del estado de crispación de algunos teleoperadores, aunque me alegra ver que no todos carecen de sentido del humor, y algunos de los que han dejado su comentario (y que reconocen que trabajan de teleoperadores) han entendido en su justa medida lo que es un texto de humor.

Me gustaría aclarar una confusión que veo que ha proliferado en los comentarios: se han dado por aludidos ( y ofendidos :O) muchos teleoperadores de los que trabajan en atención al cliente de alguna compañía, y han descargado su ira hacia los clientes que les llaman para que les resuelvan sus problemas.

En mi humilde opinión, no tiene nada que ver la velocidad con el tocino, ni hay que mezclar churras con merinas. Yo creo que una cosa es el teleoperador de telemarketing y otra, pero que muy distinta el teleoperador de un CAT. Cierto que ambos utilizan el teléfono como instrumento de trabajo, pero ahí se acaban las similitudes ya que son empleos bien diferentes puesto que:

  • El de telemarketing llama al ¿cliente?, es decir su trabajo consiste en hacer llamadas (generalmente no deseadas por el receptor), mientras que del CAT es llamado por el cliente, su trabajo consiste en atender llamadas
  • Por tanto el de telemarketing es un empleo similar a un comercial, que vende un producto, mientras el del CAT es un empleo similar a un técnico que te arregla una avería o soluciona un problema
  • El de telemarketing no presta ningún servicio solicitado. El supuesto servicio que prestan (informar de un producto) es algo que no se ha solicitado y en el 99% por ciento de las veces no se desea recibir porque es molesto. El del CAT sin embargo presta un servicio que el cliente ha contratado y paga (mi contrato de telefonía o ADSL o lo que sea y que pago mensualmente, incluye un servicio de atención al cliente)

Así pues no consigo entender como teleoperadores de CAT se han podido dar por aludidos ¡y ofendidos! por esa humorada, argumentando en su defensa que los clientes que les llaman es que se las traen….. (que también es cierto muchas veces, pero es otra historia)

Y dentro de un tipo y otro de teleoperador e incluso dentro de los clientes (como en todo colectivo de la sociedad), hay de todo: gente apañada y algún hijoputa suelto. Si pertenecemos a un colectivo determinado y somos buena gente, ¿por qué hemos de molestarnos por una broma que cariacaturiza a las ovejas negras de ese colectivo? Si soy camionero ¿me ha de molestar cualquier chiste que tenga por protagonista un camionero y he de sentirme insultado? ¡qué tontería!

Respecto al telemarketing, creo que en el famoso post “Protocolo…” y sus comentarios está todo dicho. Y respecto a los del CAT, donde los clientes se quejan de que los teleoperadores son unos incompetentes, y éstos se quejan de que los clientes son unos inútiles y maleducados, pues lo dicho, que hay de todo:

  • Casos en que nos ponemos de parte del cliente ¡vaya teleoperador! Una pequeña muestra:

    […]
    – Hola buenas, pues que no tengo conexion a internet.
    Un momento por favor, no se retire.
    (La voz vuelve, solicita un monton de datos personales y la mac del modem, y se le suministra.)
    Pues desde aqui me estoy conectando con su modem y me da todo correcto, hay conexion a la velocidad contratada y me da señal de operatividad.
    – ¿Si? ¿te has podido conectar a mi modem desde alli?
    Efectivamente asi es, señorita.
    – ¿Como lo has hecho? esta desenchufado.
    Er ?. un momento por favor no se retire.
    […]

  • y casos en que nos ponemos de parte del teleoperador ¡vaya clientes! Un par de joyas:

    […]
    – Facilíteme su DNI si es tan amable.
    – 12345678.
    – Y la letra por favor.
    – Yo soy pensionista.
    – [mute] ¿Qué habrá oido? [/mute] Digo que por favor me diga usted la letra del DNI.
    – Sí, sí, pen-sio-nis-ta.
    – ¿La P de pensionista?
    – Claro, todos los pensionistas tenemos la P al final del DNI.
    – [mute] ¡Aaaah! [/mute] No lo sabía.
    – Pues sí, tú seguramente tendrás la O de operador o la letra del nombre de tu empresa. Eso te lo van cambiando.
    – [mute] xDDDDDDD [/mute]
    – Porque yo antes trabajaba en una empresa de toldos y tenía la T. Y cuando me jubilé me pusieron la P de pensionista.
    – [mute] xDDDDDDDDDD Pare por favor. [/mute] Bien, no se retire si es tan amable que le paso con el departamento de facturación.
    […]

    […]
    -Buenos días, le atiende el nota, ¿en qué puedo ayudarle?
    -Quiero que me devuelvan ahora mismo los cinco sextos de mi cuota que ustedes me han estado robando de mi factura desde que contraté internet.
    -[mute] A mandar, dígame usted su número de cuenta que le domicilio mi nómina. [/mute] ¿Disculpe?
    – Sí sí, que ustedes me han estado robando todos los meses cinco sextos de mi factura.
    – [mute] Eso ya lo has dicho subnormal. [/mute] Disculpe pero ¿podría indicarme más exactamente los motivos que le han llevado a pensar eso?
    – ¿Los motivos? Pues mira te los voy a aclarar. ¿A ti en tu ordenador, que seguramente tendrá windows 91 o 92, qué te sale que tengo contratado?
    – [mute] Windows 92, toma ya, sacado especialmente pa conmemorar la expo de Sevilla. Gracias Bill. [/mute] Me aparece que usted tiene contratada una conexión a 600. (Teníamos NT o 2000 según el puesto.)
    – Ahí está, ahí está.
    – [mute] ¿Quién? [/mute] Disculpe pero tiene una conexión a 600 y es lo que aparece reflejado en su factura.
    – Noooooo, no tengo una conexión a 600. Resulta que me han puesto una nueva versión de windows, el windows ixpí, bastante más sofisticado que tu windows y aquí me sale toda la información de mi conexión y resulta que mi conexión va a 100 Megabytes por segundo cuando yo tengo contratados 600. Así que, como informático que soy, ?
    […]

O este vídeo sobre el tema :-P:

Eso sí, siempre, con mucho humor, por favor.